/ domingo 13 de marzo de 2022

Busca que La Huaca se reconozca como uno de los mayores tesoros culturales

Noemí Palomino logró integrar un proyecto de reconocimiento de la memoria histórica de La Huaca

VERACRUZ, Ver.- Noemí Palomino Galván es una mujer de semblante fuerte, que desborda energía mientras conversa. Su distintiva cabellera blanca muestra los años que ha dedicado al activismo social en el puerto de Veracruz.

Su principal lucha, la de toda la vida, es para que el tradicional barrio de La Huaca y su gente sea reconocido como uno de los mayores tesoros de la cultura y el folklor jarocho.

Orgullosa afirma que se ha logrado y actualmente el barrio de sus amores es un distintivo turístico para los visitantes y los propios porteños, atraídos por sus antiguas casas de madera, su gastronomía y su alegría.

Pero para que fuera todo lo anterior, Noemí Palomino, conocida como “La Maestra”, afirma que tuvo que recorrer un largo camino.

La maestra Palomino es integrante de una familia con más de cien años de arraigo en el barrio de la Huaca, heredera en tercera generación de su hogar, que ahora deja a sus hijos y nietos.

En la lucha social y el activismo recuerda que empezó desde muy joven, influenciada por su madre, empleada telefonista que lucho para que a las mujeres les pagarán los mismos sueldos que a sus compañeros hombres.

“En el activismo empecé desde muy joven, yo me formo en una familia en donde mi mamá fue telefonista y la actividad social la aprendimos desde casa, porque mi familia siempre luchó por los derechos de La Huaca”.

Desde entonces, dice que le fue sembrada la semilla de hacer un cambio en su barrio. Justamente fue con su madre con quién se propuso cambiar las condiciones de sus vecinos.

Lo primero que hizo fue procurar un cambio en la educación de las personas.

Relata que hace más de 50 años, los vecinos del tradicional barrio enfrentaban un olvido escolar, ya que era común que la mayoría dejara la educación en el grado de primaria.

Ella se propuso cambiar eso y comenzó a luchar por acercar la educación a sus vecinos. Para cumplir su meta se preparó como maestra de primaria, desde donde alentó a varios alumnos a seguir adelante con sus estudios.

Noemí Palomino siguió su carrera profesional a la par de mantener su activismo social, de ser maestra de primaria pasó a ser directora y, posteriormente Comisionada de la Secretaría de Educación para el programa de Apicultura en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río.

El barrio de sus amores es un distintivo turístico para los visitantes y los propios porteños / Foto: Raúl Solís | Diario de Xalapa

En cada uno de sus puestos buscó influir para apoyar a sus vecinos a ser productivos y mantener un sentido de pertenencia sobre el sitio donde tenían su hogar.

Cada que tenía oportunidad de pararme frente a un candidato siempre le llevaba la misma cantaleta del Barrio de La Huaca

Lo anterior le trajo frustraciones en muchas ocasiones, pero su lucha incansable hizo que los políticos voltearan a ver sus exigencias.

Acompañada de especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), así como de investigadores de la Universidad Veracruzana (UV) logró integrar un proyecto de reconocimiento de la memoria histórica de La Huaca.

El trabajo realizado hizo que se revaluara la importancia cultural de La Huaca, en su arquitectura, su gastronomía, sus costumbres y su gente.

El primer gran avance que considera en todo lo anterior, fue el reconocimiento para que se reconociera al patio La Favorita como el más antiguo de todo el barrio, y con ello la protección sobre sus edificios.

Los siguientes pasos fueron incansables gestiones con autoridades desde el 2008 a la fecha, ante quienes se logró la construcción de lo que hoy en día es un corredor turístico que abarca todo el callejón Toña La Negra, desde Emiliano Zapata a Doblado y de Doblado a Víctimas.

La activista cuenta que otros de sus recientes logros ha sido la organización del festival de la Gorda y la Picada que se realiza cada año en temporada de semana santa que tiene una doble finalidad reactivar la economía de los habitantes del barrio de La Huaca, pero también conservar y presumir la comida típica veracruzana.

Sin embargo su trabajo en favor de sus vecinos no ha parado ahí, platica que también ha logrado convenios diversos con distintas universidades, entre ellas la Universidad Veracruzana y la Universidad Colón, donde ha llevado brigadas de salud en beneficio de los habitantes.

Conocedora del lugar donde nació y creció, recuerda la importancia histórica y cultural que tiene el barrio de La Huaca al ser uno de los asentamientos populares más representativos del folklore jarocho y reservorio de una identidad forjada a través de 300 años de historia.

Habitado desde la Colonia por esclavos de origen africano que levantaron sus viviendas en las márgenes del río Tenoya utilizando los maderos provenientes de los naufragios, el barrio de La Huaca constituyó el único hogar posible para las miles de personas que, a partir de 1800, arribaron al Puerto de Veracruz para incorporarse a las actividades portuarias y al comercio, huyendo del hambre, la esclavitud y la miseria rural.

Busca que La Huaca y su gente sean reconocidos como uno de los mayores tesoros de la cultura / Foto: Raúl Solís | Diario de Xalapa

De ser un bohío contiguo al cementerio de los menesterosos, poblado apenas por 500 esclavos negros y mulatos durante el siglo XVII, La Huaca se convirtió, al finalizar la fortificación de Veracruz en 1790, en el barrio de los pescadores, de los jornaleros y cargadores, de los pregoneros, de las lavanderas, de los artesanos y los músicos, de los inmigrantes que empeñaron la fuerza de sus cuerpos en los muelles y posicionaron al puerto como uno de los más importantes de América.

También ha sido escenario de algunos de los sucesos más relevantes del siglo XX.

Nota publicada originalmente en Diario de Xalapa

VERACRUZ, Ver.- Noemí Palomino Galván es una mujer de semblante fuerte, que desborda energía mientras conversa. Su distintiva cabellera blanca muestra los años que ha dedicado al activismo social en el puerto de Veracruz.

Su principal lucha, la de toda la vida, es para que el tradicional barrio de La Huaca y su gente sea reconocido como uno de los mayores tesoros de la cultura y el folklor jarocho.

Orgullosa afirma que se ha logrado y actualmente el barrio de sus amores es un distintivo turístico para los visitantes y los propios porteños, atraídos por sus antiguas casas de madera, su gastronomía y su alegría.

Pero para que fuera todo lo anterior, Noemí Palomino, conocida como “La Maestra”, afirma que tuvo que recorrer un largo camino.

La maestra Palomino es integrante de una familia con más de cien años de arraigo en el barrio de la Huaca, heredera en tercera generación de su hogar, que ahora deja a sus hijos y nietos.

En la lucha social y el activismo recuerda que empezó desde muy joven, influenciada por su madre, empleada telefonista que lucho para que a las mujeres les pagarán los mismos sueldos que a sus compañeros hombres.

“En el activismo empecé desde muy joven, yo me formo en una familia en donde mi mamá fue telefonista y la actividad social la aprendimos desde casa, porque mi familia siempre luchó por los derechos de La Huaca”.

Desde entonces, dice que le fue sembrada la semilla de hacer un cambio en su barrio. Justamente fue con su madre con quién se propuso cambiar las condiciones de sus vecinos.

Lo primero que hizo fue procurar un cambio en la educación de las personas.

Relata que hace más de 50 años, los vecinos del tradicional barrio enfrentaban un olvido escolar, ya que era común que la mayoría dejara la educación en el grado de primaria.

Ella se propuso cambiar eso y comenzó a luchar por acercar la educación a sus vecinos. Para cumplir su meta se preparó como maestra de primaria, desde donde alentó a varios alumnos a seguir adelante con sus estudios.

Noemí Palomino siguió su carrera profesional a la par de mantener su activismo social, de ser maestra de primaria pasó a ser directora y, posteriormente Comisionada de la Secretaría de Educación para el programa de Apicultura en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río.

El barrio de sus amores es un distintivo turístico para los visitantes y los propios porteños / Foto: Raúl Solís | Diario de Xalapa

En cada uno de sus puestos buscó influir para apoyar a sus vecinos a ser productivos y mantener un sentido de pertenencia sobre el sitio donde tenían su hogar.

Cada que tenía oportunidad de pararme frente a un candidato siempre le llevaba la misma cantaleta del Barrio de La Huaca

Lo anterior le trajo frustraciones en muchas ocasiones, pero su lucha incansable hizo que los políticos voltearan a ver sus exigencias.

Acompañada de especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), así como de investigadores de la Universidad Veracruzana (UV) logró integrar un proyecto de reconocimiento de la memoria histórica de La Huaca.

El trabajo realizado hizo que se revaluara la importancia cultural de La Huaca, en su arquitectura, su gastronomía, sus costumbres y su gente.

El primer gran avance que considera en todo lo anterior, fue el reconocimiento para que se reconociera al patio La Favorita como el más antiguo de todo el barrio, y con ello la protección sobre sus edificios.

Los siguientes pasos fueron incansables gestiones con autoridades desde el 2008 a la fecha, ante quienes se logró la construcción de lo que hoy en día es un corredor turístico que abarca todo el callejón Toña La Negra, desde Emiliano Zapata a Doblado y de Doblado a Víctimas.

La activista cuenta que otros de sus recientes logros ha sido la organización del festival de la Gorda y la Picada que se realiza cada año en temporada de semana santa que tiene una doble finalidad reactivar la economía de los habitantes del barrio de La Huaca, pero también conservar y presumir la comida típica veracruzana.

Sin embargo su trabajo en favor de sus vecinos no ha parado ahí, platica que también ha logrado convenios diversos con distintas universidades, entre ellas la Universidad Veracruzana y la Universidad Colón, donde ha llevado brigadas de salud en beneficio de los habitantes.

Conocedora del lugar donde nació y creció, recuerda la importancia histórica y cultural que tiene el barrio de La Huaca al ser uno de los asentamientos populares más representativos del folklore jarocho y reservorio de una identidad forjada a través de 300 años de historia.

Habitado desde la Colonia por esclavos de origen africano que levantaron sus viviendas en las márgenes del río Tenoya utilizando los maderos provenientes de los naufragios, el barrio de La Huaca constituyó el único hogar posible para las miles de personas que, a partir de 1800, arribaron al Puerto de Veracruz para incorporarse a las actividades portuarias y al comercio, huyendo del hambre, la esclavitud y la miseria rural.

Busca que La Huaca y su gente sean reconocidos como uno de los mayores tesoros de la cultura / Foto: Raúl Solís | Diario de Xalapa

De ser un bohío contiguo al cementerio de los menesterosos, poblado apenas por 500 esclavos negros y mulatos durante el siglo XVII, La Huaca se convirtió, al finalizar la fortificación de Veracruz en 1790, en el barrio de los pescadores, de los jornaleros y cargadores, de los pregoneros, de las lavanderas, de los artesanos y los músicos, de los inmigrantes que empeñaron la fuerza de sus cuerpos en los muelles y posicionaron al puerto como uno de los más importantes de América.

También ha sido escenario de algunos de los sucesos más relevantes del siglo XX.

Nota publicada originalmente en Diario de Xalapa

Ecología

El tlacuache es el único marsupial mexicano; población los maltrata

Los tlacuaches son un marsupial endémico de México y son similares a los canguros o a los koalas en Australia

Local

Oficinas de Hacienda saturadas en Córdoba

Saturan oficinas de Hacienda del Estado en Córdoba en espera de poder beneficiarse el subsidio por pago de tenencias

Local

Taxistas demandan seguridad durante Carnaval de Veracruz

Taxistas piden seguridad ante la llegada de la temporada de Carnaval de Veracruz para prevenir los asaltos

Mundo

Fin del aborto en EU golpea a un país ya dividido

La división en Estados Unidos frente al tema se demostró con las manifestaciones contrarias, que a veces se encontraban debatiendo a los gritos

Sociedad

Enfrentamiento armado deja una persona lesionada y destrozos en Apulco, Zacatecas

El enfrentamiento entre presuntos integrantes del crimen organizado ocasionó pánico entre los habitantes

Deportes

Todo se volvió negro: nadadora habla sobre el momento antes de desmayarse en una piscina

Anita Álvarez competía en el Campeonato Mundial de Natación cuando perdió el conocimiento dentro de la piscina

Sociedad

Ciclo escolar no terminará antes en el Edomex a pesar de aumento de casos Covid

Piden a los padres de familia continuar con el filtro sanitario en casa para prevenir contagios de Covid-19

Americano

Justin Lindsay, la primer porrista trans en la NFL

La siguiente temporada, Justin Lindsay será la primera porrista trans de la NFL, en la escuadra de las TopCats, las animadoras de las Panteras de Carolina

En el ring

Canelo Álvarez se reencontró con la madre de su primera hija: esta fue la razón

Saúl Canelo Álvarez reventó las redes sociales, luego de que apareciera en una foto con su ex de la adolescencia