/ lunes 24 de agosto de 2020

Regreso a clases en algunas zonas de Veracruz, sin luz, internet ni computadora

Algunos alumnos cambiarán los libros y lápices por herramientas laborales si es que quieren acceder a la educación

Córdoba, Ver.- La situación economía, la falta de trabajo, la nula recepción para la llegada de las tecnologías, así como el fallecimiento de un padre de familia, los estudiantes piensan en cambiar su mochila con libros por alguna herramienta laboral, preocupa a docentes de la Telesecundaria Felipe Carrillo Puerto de San José de Tapia que sus alumnos no vuelvan a clases el día de mañana.

Citlalli Anahí Pérez Romero, docente de segundo año de secundaria dijo estar preocupada que este ciclo escolar, al menos en su grupo de 25 estudiantes, pocos dejan la escuela pues ahora ayudaran a su papá o mamá con el sostén de la casa, independientemente de que no cuentan con una televisión buena, señal de radio, internet, computadora o celular para poder tomar las clases de este ciclo escolar 2020-2021.

“Se complica para los chicos que han perdido un papá o mamá, tengo un chico dentro de mi grupo que se fue a trabajar de albañil y ayer por la mañana le llame a la mamá y me dijo que su hijo no quiere volver a la escuela y quiero pensar volverá, porque su mami me dijo hablaría con el”.

Al menos en su grupo, tiene conocimiento de que un alumno perdió a uno de sus dos padres a causa del Covid-19 y otros dos hermanos más están en resguardo con sus abuelos porque su mamá se contagió del virus, complicando aún más puedan tomar sus clases.

Señaló que muchos están desilusionados y sin ganas de volver pues lejos de nos contar al 100 por ciento con las herramientas necesarias, extrañan en contacto físico con sus compañeros, “si presencial cuesta trabajo enseñarles ahora por estos medios es un gran reto para los alumnos, para los padres y los profesores, no los conocemos, como será la interacción y convivencia es algo que está en el aire, tenemos mucha incertidumbre pero estamos motivados para laborar y las condiciones ahora considero son precarias”.

En San José de Tapia como en otras muchas zona serranas de la ciudad y municipios, vecinos tienen señal de internet únicamente en la cabecera municipal pero hace falta de un teléfono celular o una computadora, así como la supervisión de un adulto para tener “todo el material” y poder tomar la o las materias del día.

Foto: Cortesía | Maestra Citlali

Si solo hay un dispositivo móvil, los papás se lo llevaban para estar comunicados, a las 12 de la noche o 1 de la mañana, estamos recibiendo trabajos para revisarlos esto implica ahora para nosotros no tener un límite en horario laboral porque es nuestro trabajo hacerlo”, enfatizó Pérez Romero.

Como alternativa e inclusive poniendo en riesgo su salud, ella ha optado por reunir los trabajos de aquellos alumnos que no tengan los insumos tecnológicos en la casa de la tesorera del grupo, allí acude por los trabajo que fungen como evidencia laboral de los cursantes.

“Se les dejan copias y el problema es que cuando se les piden las evidencia, la señal es poca o nula, la recepción leve y la resolución de las cámaras es mala y lo que hacemos es que los organizó y voy a casa de la vocal, y allí llevo mi carpeta de evidencias para presentarlas al director, supervisor y el departamento de telesecundaria”.

Citlalli Pérez es madre de familia de niñas menores y ahora la problemática que enfrentará es tener que dar clases y al mismo tiempo estar al pendiente de sus hijas pues los horarios se cruzan.

Señaló que de sus 25 alumnos únicamente 22 están inscritos, sin embargo esto no significa que los restantes no reciban la educación sino que para estos 3 se les buscará en su casa y darles el material para trabajar.

“Esto es algo complicado que en vez de sumar nos mantiene neutrales, tratamos de buscar estrategias y alternativas, pero se nos dificulta a los docentes y profesores pues no hay piso firme para todos”.

Como docente argumentó sería buena idea que las autoridades estatales tomarán en cuenta la opinión de los profesores, pues son ellos, los que viven “en carne propia” las necesidades de sus alumnos, sus padres, “ayer hablando con mis padres de familia una de ellas me dijo muy angustiada que le acaban de cortar el internet y que por motivos económicos se quedó sin televisión y es en estos casos como docente que te pones a pensar en ellos y deduces que también requerirán del material en físico aunque tengamos que ir hasta sus casas”.

Foto: Cortesía | Maestra Citlali

Citlalli Pérez Romero entiende la necesidad de los padres de familia pues existe una problemática entre dar las clases adecuadas a sus hijos con la nueva modalidad escolar o proveerles alimento,muchos de ellos me dicen que prefiere comprar una bolsa de frijol o arroz en lugar de poner un código o recargar telefónica. Desde el ciclo pasado con el programa Aprende en Casa 1 muchos no tienen la señal de radio o televisión ni como alternativa”.

Recomendó a los padres de familia tener la paciencia adecuada pues ahora la necesitarán, poner mayor atención a sus hijos menores, adolescentes e inclusive los que ya son mayores de edad.

33 % de los veracruzanos con televisión analógica

En Veracruz, sólo el 35% de las viviendas particulares habitadas que disponen de Internet y el 32.6 cuenta con al menos una computadora, esto de acuerdo a los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en la encuesta aplicada en 2018.

Al arranque del nuevo ciclo escolar en la entidad, en la que alumnos de todos los niveles comenzarán clases a virtuales, los datos de la Encuesta Intercensal 2015 del INEGI arrojó que en el 1.3 % de las viviendas particulares habitadas en Veracruz no hay luz eléctrica.

Foto: David Bello | Diario de Xalapa



Por su parte, según datos del Instituto Federal de Telecomunicaciones el 71% de los hogares veracruzanos cuenta con televisión digital, el 33 % con televisión analógica y el 53% tiene radio.

No obstante, la disponibilidad de las Tecnologías de la Información y Comunicación no es la misma para las zonas rurales y las urbanas. Así, en los municipios con mayor grado de marginación en la entidad tienen rezagos importantes.

Y es que, según los datos del INEGI el número de personas que tienen acceso a internet y computadora es mínimo. En el caso de la televisión, los indicadores más recientes del INEGI, en el apartado de servicios y bienes de las viviendas contabilizan las viviendas que cuentan con “pantalla plana” pero no refieren en las que se dispone de un televisor análogo.

Foto: David Bello | Diario de Xalapa



ZONAS MARGINADAS

En Mixtla de Altamirano, el 10.7 % del total de viviendas particulares habitadas no cuenta con electricidad. Del total de 2 mil 908 viviendas que el INEGI contó en 2015, sólo el 0.1 % tenía internet, el 0.2 % disponía de computadora y el 1.3 tenía una pantalla plana. Del total de las viviendas habitadas, en solo el 18 % se disponía de un teléfono celular.

En el municipio de Tehuipango 257 de las 5 mil 254 viviendas particulares habitadas no tienen luz eléctrica. Del total, solo el 11 % (577) cuentan con servicio de internet pero apenas el 1.5 tiene computadora y el 1.8 % disponen de pantalla plana. En el 42.9 % de las casas hay al menos un teléfono celular.

En Zontecomatlán, otro de los municipios con mayor marginación en Veracruz, hay un 14.2 % de las casas particulares habitadas sin energía eléctrica. De las 3 mil 750 viviendas, apenas el 0.2% disponen de Internet y el 2.2% tiene una computadora. En el 15% hay al menos una pantalla plana y el 4.9% disponen de un teléfono celular.

El 3.3% de las viviendas particulares habitadas de Calcahualco no tiene electricidad. De acuerdo a los datos oficiales, de las 2 mil 803 casas contabilizadas, apenas el 0.6% disponen de Internet, el 3.2% de computadora y el 8.8 de pantalla plana. En el 19% de las casas hay al menos un teléfono celular.

En Mecatlán, de las 2 mil 880 viviendas particulares habitadas en 2015, el 6.5% no contaba con energía eléctrica. El 3.5% disponen de Internet, el 2.2% de una computadora y en el 5.2 % hay una pantalla plana. En el 44% había un teléfono celular. Por su parte, en La Perla, el 2.3% de las 5 mil 514 no tienen electricidad. En este municipio, el solo el 4.1% de las viviendas particulares habitadas tienen internet y el 1.3 cuenta con computadora. En el 6.7% de las casas hay pantalla plana y en el 31.8 por ciento un teléfono celular.

Con información de Karla Cancino

Córdoba, Ver.- La situación economía, la falta de trabajo, la nula recepción para la llegada de las tecnologías, así como el fallecimiento de un padre de familia, los estudiantes piensan en cambiar su mochila con libros por alguna herramienta laboral, preocupa a docentes de la Telesecundaria Felipe Carrillo Puerto de San José de Tapia que sus alumnos no vuelvan a clases el día de mañana.

Citlalli Anahí Pérez Romero, docente de segundo año de secundaria dijo estar preocupada que este ciclo escolar, al menos en su grupo de 25 estudiantes, pocos dejan la escuela pues ahora ayudaran a su papá o mamá con el sostén de la casa, independientemente de que no cuentan con una televisión buena, señal de radio, internet, computadora o celular para poder tomar las clases de este ciclo escolar 2020-2021.

“Se complica para los chicos que han perdido un papá o mamá, tengo un chico dentro de mi grupo que se fue a trabajar de albañil y ayer por la mañana le llame a la mamá y me dijo que su hijo no quiere volver a la escuela y quiero pensar volverá, porque su mami me dijo hablaría con el”.

Al menos en su grupo, tiene conocimiento de que un alumno perdió a uno de sus dos padres a causa del Covid-19 y otros dos hermanos más están en resguardo con sus abuelos porque su mamá se contagió del virus, complicando aún más puedan tomar sus clases.

Señaló que muchos están desilusionados y sin ganas de volver pues lejos de nos contar al 100 por ciento con las herramientas necesarias, extrañan en contacto físico con sus compañeros, “si presencial cuesta trabajo enseñarles ahora por estos medios es un gran reto para los alumnos, para los padres y los profesores, no los conocemos, como será la interacción y convivencia es algo que está en el aire, tenemos mucha incertidumbre pero estamos motivados para laborar y las condiciones ahora considero son precarias”.

En San José de Tapia como en otras muchas zona serranas de la ciudad y municipios, vecinos tienen señal de internet únicamente en la cabecera municipal pero hace falta de un teléfono celular o una computadora, así como la supervisión de un adulto para tener “todo el material” y poder tomar la o las materias del día.

Foto: Cortesía | Maestra Citlali

Si solo hay un dispositivo móvil, los papás se lo llevaban para estar comunicados, a las 12 de la noche o 1 de la mañana, estamos recibiendo trabajos para revisarlos esto implica ahora para nosotros no tener un límite en horario laboral porque es nuestro trabajo hacerlo”, enfatizó Pérez Romero.

Como alternativa e inclusive poniendo en riesgo su salud, ella ha optado por reunir los trabajos de aquellos alumnos que no tengan los insumos tecnológicos en la casa de la tesorera del grupo, allí acude por los trabajo que fungen como evidencia laboral de los cursantes.

“Se les dejan copias y el problema es que cuando se les piden las evidencia, la señal es poca o nula, la recepción leve y la resolución de las cámaras es mala y lo que hacemos es que los organizó y voy a casa de la vocal, y allí llevo mi carpeta de evidencias para presentarlas al director, supervisor y el departamento de telesecundaria”.

Citlalli Pérez es madre de familia de niñas menores y ahora la problemática que enfrentará es tener que dar clases y al mismo tiempo estar al pendiente de sus hijas pues los horarios se cruzan.

Señaló que de sus 25 alumnos únicamente 22 están inscritos, sin embargo esto no significa que los restantes no reciban la educación sino que para estos 3 se les buscará en su casa y darles el material para trabajar.

“Esto es algo complicado que en vez de sumar nos mantiene neutrales, tratamos de buscar estrategias y alternativas, pero se nos dificulta a los docentes y profesores pues no hay piso firme para todos”.

Como docente argumentó sería buena idea que las autoridades estatales tomarán en cuenta la opinión de los profesores, pues son ellos, los que viven “en carne propia” las necesidades de sus alumnos, sus padres, “ayer hablando con mis padres de familia una de ellas me dijo muy angustiada que le acaban de cortar el internet y que por motivos económicos se quedó sin televisión y es en estos casos como docente que te pones a pensar en ellos y deduces que también requerirán del material en físico aunque tengamos que ir hasta sus casas”.

Foto: Cortesía | Maestra Citlali

Citlalli Pérez Romero entiende la necesidad de los padres de familia pues existe una problemática entre dar las clases adecuadas a sus hijos con la nueva modalidad escolar o proveerles alimento,muchos de ellos me dicen que prefiere comprar una bolsa de frijol o arroz en lugar de poner un código o recargar telefónica. Desde el ciclo pasado con el programa Aprende en Casa 1 muchos no tienen la señal de radio o televisión ni como alternativa”.

Recomendó a los padres de familia tener la paciencia adecuada pues ahora la necesitarán, poner mayor atención a sus hijos menores, adolescentes e inclusive los que ya son mayores de edad.

33 % de los veracruzanos con televisión analógica

En Veracruz, sólo el 35% de las viviendas particulares habitadas que disponen de Internet y el 32.6 cuenta con al menos una computadora, esto de acuerdo a los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en la encuesta aplicada en 2018.

Al arranque del nuevo ciclo escolar en la entidad, en la que alumnos de todos los niveles comenzarán clases a virtuales, los datos de la Encuesta Intercensal 2015 del INEGI arrojó que en el 1.3 % de las viviendas particulares habitadas en Veracruz no hay luz eléctrica.

Foto: David Bello | Diario de Xalapa



Por su parte, según datos del Instituto Federal de Telecomunicaciones el 71% de los hogares veracruzanos cuenta con televisión digital, el 33 % con televisión analógica y el 53% tiene radio.

No obstante, la disponibilidad de las Tecnologías de la Información y Comunicación no es la misma para las zonas rurales y las urbanas. Así, en los municipios con mayor grado de marginación en la entidad tienen rezagos importantes.

Y es que, según los datos del INEGI el número de personas que tienen acceso a internet y computadora es mínimo. En el caso de la televisión, los indicadores más recientes del INEGI, en el apartado de servicios y bienes de las viviendas contabilizan las viviendas que cuentan con “pantalla plana” pero no refieren en las que se dispone de un televisor análogo.

Foto: David Bello | Diario de Xalapa



ZONAS MARGINADAS

En Mixtla de Altamirano, el 10.7 % del total de viviendas particulares habitadas no cuenta con electricidad. Del total de 2 mil 908 viviendas que el INEGI contó en 2015, sólo el 0.1 % tenía internet, el 0.2 % disponía de computadora y el 1.3 tenía una pantalla plana. Del total de las viviendas habitadas, en solo el 18 % se disponía de un teléfono celular.

En el municipio de Tehuipango 257 de las 5 mil 254 viviendas particulares habitadas no tienen luz eléctrica. Del total, solo el 11 % (577) cuentan con servicio de internet pero apenas el 1.5 tiene computadora y el 1.8 % disponen de pantalla plana. En el 42.9 % de las casas hay al menos un teléfono celular.

En Zontecomatlán, otro de los municipios con mayor marginación en Veracruz, hay un 14.2 % de las casas particulares habitadas sin energía eléctrica. De las 3 mil 750 viviendas, apenas el 0.2% disponen de Internet y el 2.2% tiene una computadora. En el 15% hay al menos una pantalla plana y el 4.9% disponen de un teléfono celular.

El 3.3% de las viviendas particulares habitadas de Calcahualco no tiene electricidad. De acuerdo a los datos oficiales, de las 2 mil 803 casas contabilizadas, apenas el 0.6% disponen de Internet, el 3.2% de computadora y el 8.8 de pantalla plana. En el 19% de las casas hay al menos un teléfono celular.

En Mecatlán, de las 2 mil 880 viviendas particulares habitadas en 2015, el 6.5% no contaba con energía eléctrica. El 3.5% disponen de Internet, el 2.2% de una computadora y en el 5.2 % hay una pantalla plana. En el 44% había un teléfono celular. Por su parte, en La Perla, el 2.3% de las 5 mil 514 no tienen electricidad. En este municipio, el solo el 4.1% de las viviendas particulares habitadas tienen internet y el 1.3 cuenta con computadora. En el 6.7% de las casas hay pantalla plana y en el 31.8 por ciento un teléfono celular.

Con información de Karla Cancino

Local

Alcohólicos hacen caer en vicio a esposas e hijos

"La esposa ya no sale por estar de alegre con el esposo, pues también se tomaba una o dos y así se empieza", expresó el Delegado de AA

Local

Buscan generar talentos del boxeo, en Córdoba

Con el respaldo del Consejo Mundial de Boxeo la Abatam buscará crear un espacio para la realización de encuentros nacionales e internacionales en Córdoba

Policiaca

Iba a estar 50 años preso, ya salió libre

Su mamá y su hermana fueron fueron estranguladas y su papá, que se dedicaba al comercio en el mercado Malibrán, asesinado a tiros

New Articles

Maestros se adaptarán a educación mixta, ve en dónde

Los educadores dejan en claro que se respetará la decisión de cada padre si desea mandar a sus hijos a las clases presenciales

Futbol

Es oficial: final de la Champions League será en Oporto

En un comunicado, la instancia europea indicó que seis mil entradas estarán a disposición de cada club para la venta a sus seguidores

Sociedad

Madres de desaparecidos en Sonora piden ayuda al "Canelo" Álvarez

A través de un video el colectivo Rastreadoras de Ciudad Obregón pidieron apoyo al famoso boxeador para obtener un automóvil que usarían para las búsquedas

Local

Gobierno no debe intervenir en rescate de Marina Garay: alcalde

“Es la vida de mi madre la que está en juego y es lo que les pido que comprendan”, expresó el Presidente Municipal de San Andrés Tuxtla, Octavio Pérez Garay

Sociedad

Quintana Roo, a punto de volver al semáforo rojo por Covid-19

“Estamos en semáforo naranja y cada vez más cerca del rojo”, dijo el gobernador

Política

Paolo Botti va por alcaldía en Veracruz e invita a Laura Bozzo a presidir el DIF

En 2001 Laura Bozzo obtuvo arresto domiciliario luego de ser vinculada con el gobierno de Fujimori y acusarla de haber recibido más de tres millones de dólares por su gobierno