/ viernes 20 de noviembre de 2020

Una estrella, amor y misterios encerrados en una historia cordobesa

Es una historia que los cordobeses guardan como una leyenda que debe de ser contada y narrada de generación por generación

Córdoba, Ver.- Cuenta la leyenda que cuatro paredes, un pasillo y una ciudad guardan la historia de un amor prohibido, odio y muerte, no es un cuento de hadas porque tenga involucrados sentimientos puros pero es una historia que los cordobeses guardan como una leyenda que debe de ser contada y narrada de generación por generación.

Sofía Ceballos es una joven de 23 años y a su “corta” edad sabe lo que la leyenda del Patio de la Estrella guarda, pues su abuelos, desde que ella tiene uso de razón cuentan esta leyenda como si se tratará de una más conocida como la llorona, los chaneques o nahuales, pero lo cierto es que muy pocas personas saben lo que este patio puede tener en su historia.

En la entrada principal una estrella recibe a los lugareños, ubicado antes de ingresar al lugar donde ahora grupos de mujeres toman como un espacio de tributo a quienes han sido víctimas de la violencia, hecha con piedras pequeñas, cemento y formada de 5 picos, da el nombre a este espacio.

Sofía, narró lo que sus abuelos le contaron que hace años, recién se formó la ciudad existió una joven mujer llamada estrella que era hija del dueño de ese espacio y el patio fue llamado así por el color azul intenso de los ojos de aquella mujer.

Siendo una mujer bella, creó y en el espacio que fue su hogar trabajo un joven mozo que sin quererlo se enamoró de la que era su patrona y este amor era correspondido por estrella, sin embargo su historia de amor correspondido nunca pudo ser pues existían otros “caminos” para esta joven de ojos azules.

Dijo, que dentro de la leyenda se dice que el papá de Estrella murió y la mamá de esta joven se casó con un hombre de posición social y económicamente buena pues las deudas que tenían como familia las comían día a día.

El estar casada, no le impidió a Estrella escribirle cartas de amor y poemas a el joven mozo pues ayudada de la empleada que siempre tuvo a su lado podía enviar y recibir los mensajes escritos.

Foto: Jaime Ramírez | El Sol de Córdoba

Desafortunadamente en una ocasión el esposo de Estrella se enteró de las cartas románticas, lo que él no le pareció y en su desesperación por salir de ese lugar la joven de ojos azules corrió por aquellos pasillos, tropezando y golpeándose la cabeza lo que le ocasionó una muerte instantánea.

Cuenta Sofía que su abuelo le mencionó que el esposo lleno de miedo y asustado, no supo qué hacer más que cavar un hoyo y sepultar en cuerpo de su mujer y como recuerdo, hizo con piedras tipo bola una estrella de 5 picos que relleno con los huesos de colección de animales que tenía puesto que era antropólogo.

Fue así como una historia de amor, culminó en muerte, de aquel joven mozo no se supo más pero algo es seguro, siempre tuvo en mente a Estrella su primer amor del cual recibía cartas y poemas y de quien no pudo volver a ver y despedirse.

Foto: Jaime Ramírez | El Sol de Córdoba

Ciudadanos cuentan oír pasos, suspiros y unas que otras veces gritos, cuando el silencio invade por completo aquel patio donde se esconde la historia de amor y odio que culminó en muerte.

Córdoba, Ver.- Cuenta la leyenda que cuatro paredes, un pasillo y una ciudad guardan la historia de un amor prohibido, odio y muerte, no es un cuento de hadas porque tenga involucrados sentimientos puros pero es una historia que los cordobeses guardan como una leyenda que debe de ser contada y narrada de generación por generación.

Sofía Ceballos es una joven de 23 años y a su “corta” edad sabe lo que la leyenda del Patio de la Estrella guarda, pues su abuelos, desde que ella tiene uso de razón cuentan esta leyenda como si se tratará de una más conocida como la llorona, los chaneques o nahuales, pero lo cierto es que muy pocas personas saben lo que este patio puede tener en su historia.

En la entrada principal una estrella recibe a los lugareños, ubicado antes de ingresar al lugar donde ahora grupos de mujeres toman como un espacio de tributo a quienes han sido víctimas de la violencia, hecha con piedras pequeñas, cemento y formada de 5 picos, da el nombre a este espacio.

Sofía, narró lo que sus abuelos le contaron que hace años, recién se formó la ciudad existió una joven mujer llamada estrella que era hija del dueño de ese espacio y el patio fue llamado así por el color azul intenso de los ojos de aquella mujer.

Siendo una mujer bella, creó y en el espacio que fue su hogar trabajo un joven mozo que sin quererlo se enamoró de la que era su patrona y este amor era correspondido por estrella, sin embargo su historia de amor correspondido nunca pudo ser pues existían otros “caminos” para esta joven de ojos azules.

Dijo, que dentro de la leyenda se dice que el papá de Estrella murió y la mamá de esta joven se casó con un hombre de posición social y económicamente buena pues las deudas que tenían como familia las comían día a día.

El estar casada, no le impidió a Estrella escribirle cartas de amor y poemas a el joven mozo pues ayudada de la empleada que siempre tuvo a su lado podía enviar y recibir los mensajes escritos.

Foto: Jaime Ramírez | El Sol de Córdoba

Desafortunadamente en una ocasión el esposo de Estrella se enteró de las cartas románticas, lo que él no le pareció y en su desesperación por salir de ese lugar la joven de ojos azules corrió por aquellos pasillos, tropezando y golpeándose la cabeza lo que le ocasionó una muerte instantánea.

Cuenta Sofía que su abuelo le mencionó que el esposo lleno de miedo y asustado, no supo qué hacer más que cavar un hoyo y sepultar en cuerpo de su mujer y como recuerdo, hizo con piedras tipo bola una estrella de 5 picos que relleno con los huesos de colección de animales que tenía puesto que era antropólogo.

Fue así como una historia de amor, culminó en muerte, de aquel joven mozo no se supo más pero algo es seguro, siempre tuvo en mente a Estrella su primer amor del cual recibía cartas y poemas y de quien no pudo volver a ver y despedirse.

Foto: Jaime Ramírez | El Sol de Córdoba

Ciudadanos cuentan oír pasos, suspiros y unas que otras veces gritos, cuando el silencio invade por completo aquel patio donde se esconde la historia de amor y odio que culminó en muerte.

Local

Acuario de Veracruz opaco en el uso y destino del Fideicomiso

El Comité Técnico responsable de administrar el fideicomiso público mantiene en la opacidad el uso y destino de los ingresos obtenidos

Local

¿Ya hay una decisión sobre escuelas de tiempo completo? Lo que sabemos

Manuel Huerta refirió que la decisión de ampliar el horario de clases a tiempo completo deberán tomarla los padres de familia

Local

“No fue un accidente”: familiares de Monse responden a video de Marlon

Amigos y familiares hicieron virales los hashtags #JusticiaparaMontse #FaltaMarlon y #nofueunaccidente

Mundo

Parlamento de Finlandia ratifica solicitud de adhesión a la OTAN

Una amplia mayoría de diputados aprobó la solicitud de adhesión de Finlandia a la OTAN, la cual se espera firme el presidente Sauli Niinistö este mismo martes

Tecnología

Día Mundial del Internet: ¿Herramienta actual indispensable?

La efeméride da a conocer las posibilidades de las nuevas tecnologías y promueve el acceso a la red

Gossip

Morat: Los números importan

El cuarteto colombiano, cuyas cifras de seguidores y escuchas en las redes sociales y las plataformas son apabullantes, habla de sus planes de mostrar una evolución en su cuarto disco de estudio

Local

En derechos humanos y discriminación hay que trabajar en Veracruz

En los dos últimos años, Veracruz ha documentado avances en materia de límites al poder gubernamental y a la corrupción, justicia penal, orden y seguridad

Local

Acuario de Veracruz opaco en el uso y destino del Fideicomiso

El Comité Técnico responsable de administrar el fideicomiso público mantiene en la opacidad el uso y destino de los ingresos obtenidos

Local

“No fue un accidente”: familiares de Monse responden a video de Marlon

Amigos y familiares hicieron virales los hashtags #JusticiaparaMontse #FaltaMarlon y #nofueunaccidente