/ jueves 3 de septiembre de 2020

Para medir eficiencia

Desde hace más de un año, cuando la Fiscalía General del Estado informó que del uno de diciembre de 2018 y hasta el 20 de agosto de 2019 se habían arrestado a 22 presuntos feminicidas...

Lo cual implicaba que más del 80 por ciento de ese tipo de crímenes se mantenían impunes, los veracruzanos dejamos de ser informados sobre los avances en el esclarecimiento de feminicidios.

El informe del que les hablamos, el de hace más de un año, lo rindió el 20 de agosto del año 2019, el entonces Fiscal General del Estado, el yunista Jorge Winckler Ortiz, presionado por el hoy todavía Secretario de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez Maldonado, quien acusaba al titular de la FGE de alterar las cifras que se le enviaban al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) de la Secretaría de Gobernación y por ello, Veracruz era entonces, el estado número uno del país en feminicidios.

Dos semanas después de esa rueda de prensa, una fracción de la legislatura veracruzana destituyó a Winckler Ortiz de la FGE y en su lugar designaron a Verónica Hernández Giadáns, quien desde el tres de septiembre de 2019, en que se hizo cargo de la Fiscalía General de Estado, los veracruzanos no hemos sido informados de los avances en el esclarecimiento de los feminicidios. Eso sí, como por arte de magia Veracruz dejó de ser el primero en el país en este delito llamado de alto impacto y se ha mantenido en el segundo lugar, sin que sepamos- recontra insistimos- cuántos de ellos han sido resueltos, lo que nos hace recordar aquella premisa de los asesores o coaches de la alta eficiencia, quienes sostienen que “aquello que no se puede medir, no se puede mejorar”. O como diría la abuela Nila, “lo que se ve, no se juzga”. VEN LA PROCESIÓN... El alcalde del municipio de Boca del Río, Humberto Alonso Morelli, debiera distraerse un poco de sus múltiples ocupaciones para recorrer temprano el bulevar costero “Manuel Ávila Camacho”, pues ya hay quejas de que elementos de la Dirección de Tránsito Municipal se están pasando de eficientes, sobre todo con conductoras de unidades particulares y unidades de transporte de turistas. Quienes desde temprano salen a ejercitarse a este bulevar, comentan que hasta tres eficientes agentes de tránsito se encargan de “pedir su documentación” a señoras, no a señores, a quienes ponen nerviosas cuando les recitan el reglamento del ramo y les plantean escenarios catastróficos como retenerles su vehículo. No se vale que mientras el alcalde Humberto Alonso Morelli promueve a su municipio como la “ciudad de todos”, los eficientes agentes de tránsito caminen en contrario. Que conste.

guadalupehmar@yahoo.com

Desde hace más de un año, cuando la Fiscalía General del Estado informó que del uno de diciembre de 2018 y hasta el 20 de agosto de 2019 se habían arrestado a 22 presuntos feminicidas...

Lo cual implicaba que más del 80 por ciento de ese tipo de crímenes se mantenían impunes, los veracruzanos dejamos de ser informados sobre los avances en el esclarecimiento de feminicidios.

El informe del que les hablamos, el de hace más de un año, lo rindió el 20 de agosto del año 2019, el entonces Fiscal General del Estado, el yunista Jorge Winckler Ortiz, presionado por el hoy todavía Secretario de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez Maldonado, quien acusaba al titular de la FGE de alterar las cifras que se le enviaban al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) de la Secretaría de Gobernación y por ello, Veracruz era entonces, el estado número uno del país en feminicidios.

Dos semanas después de esa rueda de prensa, una fracción de la legislatura veracruzana destituyó a Winckler Ortiz de la FGE y en su lugar designaron a Verónica Hernández Giadáns, quien desde el tres de septiembre de 2019, en que se hizo cargo de la Fiscalía General de Estado, los veracruzanos no hemos sido informados de los avances en el esclarecimiento de los feminicidios. Eso sí, como por arte de magia Veracruz dejó de ser el primero en el país en este delito llamado de alto impacto y se ha mantenido en el segundo lugar, sin que sepamos- recontra insistimos- cuántos de ellos han sido resueltos, lo que nos hace recordar aquella premisa de los asesores o coaches de la alta eficiencia, quienes sostienen que “aquello que no se puede medir, no se puede mejorar”. O como diría la abuela Nila, “lo que se ve, no se juzga”. VEN LA PROCESIÓN... El alcalde del municipio de Boca del Río, Humberto Alonso Morelli, debiera distraerse un poco de sus múltiples ocupaciones para recorrer temprano el bulevar costero “Manuel Ávila Camacho”, pues ya hay quejas de que elementos de la Dirección de Tránsito Municipal se están pasando de eficientes, sobre todo con conductoras de unidades particulares y unidades de transporte de turistas. Quienes desde temprano salen a ejercitarse a este bulevar, comentan que hasta tres eficientes agentes de tránsito se encargan de “pedir su documentación” a señoras, no a señores, a quienes ponen nerviosas cuando les recitan el reglamento del ramo y les plantean escenarios catastróficos como retenerles su vehículo. No se vale que mientras el alcalde Humberto Alonso Morelli promueve a su municipio como la “ciudad de todos”, los eficientes agentes de tránsito caminen en contrario. Que conste.

guadalupehmar@yahoo.com

ÚLTIMASCOLUMNAS
viernes 06 de noviembre de 2020

Basta de tanta muerte

Guadalupe H

viernes 30 de octubre de 2020

Ver hacia Europa

Guadalupe H

viernes 23 de octubre de 2020

En bajo perfil

Guadalupe H

viernes 16 de octubre de 2020

Viejos refranes

Guadalupe H

jueves 01 de octubre de 2020

Sueño mágico

Guadalupe H

viernes 25 de septiembre de 2020

Elección, nada nuevo

Guadalupe H

jueves 10 de septiembre de 2020

Lo que duele más

Guadalupe H

jueves 03 de septiembre de 2020

Para medir eficiencia

Guadalupe H