/ lunes 19 de septiembre de 2022

El reto de pronosticar los terremotos

Especialistas han publicado distintos pronósticos de sismos de intensidad mayor a 7 grados, adelantan que la siguiente temporada de movimientos telúricos podría iniciar el próximo año

Diferentes fenómenos naturales como la caída de meteoritos, tsunamis, erupciones volcánicas, sequías, glaciaciones, incendios forestales y terremotos representan una amenaza significativa para la vida humana, el desarrollo económico y los recursos de la humanidad.

México es un país bien conocido por su actividad sísmica, especialmente por eventos como los del 19 de septiembre de 1985 y 2017, los cuales se quedaron en la memoria de todo el país debido a su intensidad y a las incuantificables pérdidas humanas y materiales que dejaron a su paso.

En ese sentido, el pronóstico de terremotos es uno de los retos más importantes de la ciencia en la actualidad, lo cual es esencial para reducir al máximo las tragedias humanas y las pérdidas económicas.

Debido a que la ocurrencia de terremotos es compleja y en gran medida no lineal, ningún modelo determinista puede predecir la ubicación exacta, la magnitud o el momento de un gran terremoto.

Te puede interesar: Descubren pictogramas aztecas sobre los primeros sismos en México

No obstante, en la actualidad se pueden analizar enormes cantidades de datos sísmicos que pueden ayudar a los especialistas a entender mejor los terremotos, anticipar cómo se comportarán y proveer alertas anticipadas más rápidas y precisas con la ayuda de la Inteligencia Artificial (IA).

“Predecir y pronosticar no es lo mismo. Lo segundo se fundamenta en datos y estadísticas sobre un fenómeno que puede ocurrir, pero hasta ahora no se puede decir con exactitud cuándo y dónde ocurrirá un terremoto”, dice a El Sol de México Víctor Manuel Velasco Herrera, físico teórico e investigador del Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

De acuerdo con el experto, los sismos son procesos abruptos y por eso es necesario analizarlos de una manera especial. “Esto se hace a través de la identificación de patrones al analizar con algoritmos datos de los movimientos telúricos más intensos”.

En el estudio en el que el especialista participó “Long-Term Forecasting of Strong Earthquakes in North America, South America, Japan, Southern China and Northern India With Machine Learning” (Pronóstico a largo plazo de fuertes terremotos en América del Norte, América del Sur, Japón, el sur de China y el norte de la India con aprendizaje automático), se observó la sismicidad en América del Norte, América del Sur, Japón y el sur de China y el norte de la India con Machine Learning mediante el análisis de patrones sísmicos de variaciones para terremotos con una magnitud de 7 o mayor entre 1900 y 2021.

El especialista explicó que “Si bien es cierto que muchos estudios en inteligencia artificial tratan de pronosticar la magnitud del siguiente sismo, en dicho análisis se basaron en los patrones característicos de cada zona sísmica que han analizado a nivel mundial y en particular en México”. Ya que en dicho territorio se encontró que hay un patrón diferente del norte del país al centro y sur.

“Desde que tuvimos el primer modelo en 2017 y hemos tenido los pronósticos en México, en Japón, en China, en toda Sudamérica y hasta el momento se están cumpliendo todos los pronósticos que hemos publicado” dijo.

El modelo de Inteligencia Artificial pronosticó que para la temporada 2017-2021 ocurrirían entre uno y tres sismos fuertes, con probabilidad de que se presentarán en la zona sísmica del sur del país. Y en realidad sucedieron cinco, entre ellos el del 7 de septiembre del 2021 en Acapulco, Guerrero de 7.1.

“Hasta ahorita ha sido el último sismo mayor de 7 que ha ocurrido y la siguiente temporada empezaría más o menos entre 2024 y 2026. Pero como todo pronóstico, tiene una pequeña incertidumbre. Entonces nosotros hemos dicho que puede empezar en 2024, pero tiene un error de más o menos un año, lo cual significa que podría empezar en 2023. Y se podría prolongar hasta el 2027. Este es, digamos, el panorama del pronóstico que desarrollamos en la UNAM”.

“Este trabajo, que recientemente ha sido publicado y que ha llamado la atención de los principales centros de investigación de todo el mundo, es un estudio que nos ha llevado varios años. Y que nos pone a la vanguardia en ese aspecto”, destacó.

Además dijo que “Desde las culturas prehispánicas se contaba con ciencia y tecnología para, por ejemplo, pronosticar cuándo habrían eclipses o el tránsito de Venus enfrente del Sol; y que ya se contaba con reportes muy precisos, a tal grado que el mejor calendario que se tiene es el maya. Así, históricamente el país cuenta con una historia y antecedentes en estudios de los fenómenos naturales. El reto era estar a la par, con la publicación de este estudio nos colocamos como pioneros a nivel internacional en en cómo realizar estudios y pronósticos con una nueva metodología muy diferente a la que se tiene”.

Por otra parte, conforme con la Coordinación Nacional de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación y el Centro Nacional de Prevención de Desastres (CENAPRED) es importante que en casa con la familia, escuela o trabajo, realicemos un plan o Programa Interno de Protección Civil, y así sepamos qué hacer cuando estemos ante un riesgo.

En su manual de protección civil exponen que “Un aspecto esencial de la prevención es cerciorarnos de la seguridad estructural de los inmuebles en que habitamos o en los que desarrollamos la mayoría de nuestras actividades cotidianas. Por eso debemos exigir que se cumpla con la normatividad en la construcción de nuestras viviendas, escuelas y edificios a los que acudimos y que cuenten con su Programa Interno de Protección Civil”.

Te puede interesar: Edificios colapsados y carreteras dañadas en Taiwán tras fin de semana de sismos

En la medida en que nos cercioramos que nuestras construcciones son sismoresistentes y sepamos dónde se encuentran las zonas de menor riesgo, estaremos todos en espacios más seguros y en mejores condiciones para enfrentar un sismo.


Qué hacer en caso de sismo

De acuerdo con SensorGo, empresa mexicana de sistemas para el monitoreo y prevención de riesgos, algunas precauciones que puedes seguir para minimizar los riesgos asociados a los sismos en México son las 7 siguientes:

- Elaborar un plan de emergencia: Debe realizarse primero detectando los riesgos y diseñando estrategias para reducirlos. También deben identificarse las rutas de evacuación y programar simulacros.

- Identificar los lugares más seguros: Ya sea en casa, en las oficinas o en instalaciones industriales, es importante identificar las zonas seguras para resguardarse durante los sismos en México.

- Mantener la calma: Lo más importante mientras ocurre un sismo es mantener la calma. Bajo situaciones de estrés o pánico estarás más susceptible y no podrás pensar con claridad.

- Evitar los objetos que se pueden caer: Cuando estás tratando de protegerte del evento sísmico debes evitar los sitios donde hay objetos que caen y ventanas.

- Evaluar si puedes permanecer donde te encuentras: Si al iniciarse el evento consideras que estás en un sitio seguro, evalúa si es posible quedarte allí.

- Desactivar los servicios: Si te es posible inmediatamente que suene la alarma de sismos desactiva servicios de agua, luz y gas.

- Armar una mochila con los elementos indispensables: Que debes llevar a la hora de salir por causa de un sismo.

Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

Diferentes fenómenos naturales como la caída de meteoritos, tsunamis, erupciones volcánicas, sequías, glaciaciones, incendios forestales y terremotos representan una amenaza significativa para la vida humana, el desarrollo económico y los recursos de la humanidad.

México es un país bien conocido por su actividad sísmica, especialmente por eventos como los del 19 de septiembre de 1985 y 2017, los cuales se quedaron en la memoria de todo el país debido a su intensidad y a las incuantificables pérdidas humanas y materiales que dejaron a su paso.

En ese sentido, el pronóstico de terremotos es uno de los retos más importantes de la ciencia en la actualidad, lo cual es esencial para reducir al máximo las tragedias humanas y las pérdidas económicas.

Debido a que la ocurrencia de terremotos es compleja y en gran medida no lineal, ningún modelo determinista puede predecir la ubicación exacta, la magnitud o el momento de un gran terremoto.

Te puede interesar: Descubren pictogramas aztecas sobre los primeros sismos en México

No obstante, en la actualidad se pueden analizar enormes cantidades de datos sísmicos que pueden ayudar a los especialistas a entender mejor los terremotos, anticipar cómo se comportarán y proveer alertas anticipadas más rápidas y precisas con la ayuda de la Inteligencia Artificial (IA).

“Predecir y pronosticar no es lo mismo. Lo segundo se fundamenta en datos y estadísticas sobre un fenómeno que puede ocurrir, pero hasta ahora no se puede decir con exactitud cuándo y dónde ocurrirá un terremoto”, dice a El Sol de México Víctor Manuel Velasco Herrera, físico teórico e investigador del Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

De acuerdo con el experto, los sismos son procesos abruptos y por eso es necesario analizarlos de una manera especial. “Esto se hace a través de la identificación de patrones al analizar con algoritmos datos de los movimientos telúricos más intensos”.

En el estudio en el que el especialista participó “Long-Term Forecasting of Strong Earthquakes in North America, South America, Japan, Southern China and Northern India With Machine Learning” (Pronóstico a largo plazo de fuertes terremotos en América del Norte, América del Sur, Japón, el sur de China y el norte de la India con aprendizaje automático), se observó la sismicidad en América del Norte, América del Sur, Japón y el sur de China y el norte de la India con Machine Learning mediante el análisis de patrones sísmicos de variaciones para terremotos con una magnitud de 7 o mayor entre 1900 y 2021.

El especialista explicó que “Si bien es cierto que muchos estudios en inteligencia artificial tratan de pronosticar la magnitud del siguiente sismo, en dicho análisis se basaron en los patrones característicos de cada zona sísmica que han analizado a nivel mundial y en particular en México”. Ya que en dicho territorio se encontró que hay un patrón diferente del norte del país al centro y sur.

“Desde que tuvimos el primer modelo en 2017 y hemos tenido los pronósticos en México, en Japón, en China, en toda Sudamérica y hasta el momento se están cumpliendo todos los pronósticos que hemos publicado” dijo.

El modelo de Inteligencia Artificial pronosticó que para la temporada 2017-2021 ocurrirían entre uno y tres sismos fuertes, con probabilidad de que se presentarán en la zona sísmica del sur del país. Y en realidad sucedieron cinco, entre ellos el del 7 de septiembre del 2021 en Acapulco, Guerrero de 7.1.

“Hasta ahorita ha sido el último sismo mayor de 7 que ha ocurrido y la siguiente temporada empezaría más o menos entre 2024 y 2026. Pero como todo pronóstico, tiene una pequeña incertidumbre. Entonces nosotros hemos dicho que puede empezar en 2024, pero tiene un error de más o menos un año, lo cual significa que podría empezar en 2023. Y se podría prolongar hasta el 2027. Este es, digamos, el panorama del pronóstico que desarrollamos en la UNAM”.

“Este trabajo, que recientemente ha sido publicado y que ha llamado la atención de los principales centros de investigación de todo el mundo, es un estudio que nos ha llevado varios años. Y que nos pone a la vanguardia en ese aspecto”, destacó.

Además dijo que “Desde las culturas prehispánicas se contaba con ciencia y tecnología para, por ejemplo, pronosticar cuándo habrían eclipses o el tránsito de Venus enfrente del Sol; y que ya se contaba con reportes muy precisos, a tal grado que el mejor calendario que se tiene es el maya. Así, históricamente el país cuenta con una historia y antecedentes en estudios de los fenómenos naturales. El reto era estar a la par, con la publicación de este estudio nos colocamos como pioneros a nivel internacional en en cómo realizar estudios y pronósticos con una nueva metodología muy diferente a la que se tiene”.

Por otra parte, conforme con la Coordinación Nacional de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación y el Centro Nacional de Prevención de Desastres (CENAPRED) es importante que en casa con la familia, escuela o trabajo, realicemos un plan o Programa Interno de Protección Civil, y así sepamos qué hacer cuando estemos ante un riesgo.

En su manual de protección civil exponen que “Un aspecto esencial de la prevención es cerciorarnos de la seguridad estructural de los inmuebles en que habitamos o en los que desarrollamos la mayoría de nuestras actividades cotidianas. Por eso debemos exigir que se cumpla con la normatividad en la construcción de nuestras viviendas, escuelas y edificios a los que acudimos y que cuenten con su Programa Interno de Protección Civil”.

Te puede interesar: Edificios colapsados y carreteras dañadas en Taiwán tras fin de semana de sismos

En la medida en que nos cercioramos que nuestras construcciones son sismoresistentes y sepamos dónde se encuentran las zonas de menor riesgo, estaremos todos en espacios más seguros y en mejores condiciones para enfrentar un sismo.


Qué hacer en caso de sismo

De acuerdo con SensorGo, empresa mexicana de sistemas para el monitoreo y prevención de riesgos, algunas precauciones que puedes seguir para minimizar los riesgos asociados a los sismos en México son las 7 siguientes:

- Elaborar un plan de emergencia: Debe realizarse primero detectando los riesgos y diseñando estrategias para reducirlos. También deben identificarse las rutas de evacuación y programar simulacros.

- Identificar los lugares más seguros: Ya sea en casa, en las oficinas o en instalaciones industriales, es importante identificar las zonas seguras para resguardarse durante los sismos en México.

- Mantener la calma: Lo más importante mientras ocurre un sismo es mantener la calma. Bajo situaciones de estrés o pánico estarás más susceptible y no podrás pensar con claridad.

- Evitar los objetos que se pueden caer: Cuando estás tratando de protegerte del evento sísmico debes evitar los sitios donde hay objetos que caen y ventanas.

- Evaluar si puedes permanecer donde te encuentras: Si al iniciarse el evento consideras que estás en un sitio seguro, evalúa si es posible quedarte allí.

- Desactivar los servicios: Si te es posible inmediatamente que suene la alarma de sismos desactiva servicios de agua, luz y gas.

- Armar una mochila con los elementos indispensables: Que debes llevar a la hora de salir por causa de un sismo.

Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

Local

Alcantarillas sin tapa en Córdoba, un riesgo para la población durante lluvias

El coordinador de la Unidad Municipal de Protección Civil, Jorge Tress Martínez reconoce que el problema de robo de tapas de alcantarillado es grave en la ciudad

Local

Reforma al Poder Judicial debe evaluarse por expertos antes de aprobarse: exmagistrado

Explicó que en el siglo XXI el pueblo, además de los diputados y el presidente de la República, también elegía a los ministros

Ecología

¿Orquídeas en peligro de extinción? Biólogo explica los motivos

Este jardín tiene alrededor de 124 especies que no están en ningún otro jardín botánico del mundo

Cultura

UV ya cuenta con un catálogo de audiolibros, ¿dónde los puedes escuchar?

Jesús Guerrero, responsable de Derechos de Autor del sello universitario, adelanta que ya trabajan en la producción de seis títulos de la segunda entrega

Ciencia

Ciencia y Luz | Xalapa: Clima en Crisis

Uno de los problemas más grandes son los cambios en las lluvias, últimamente, hemos visto cómo las lluvias se vuelven más intensas y frecuentes

Ecología

Inecol presenta una alternativa para los que quieren llevar una vida sana

Las compras preferidas de las familias que entran a este comercio tienen que ver con objetos que tengan relación con la vegetación y animales endémicos