/ jueves 9 de agosto de 2018

Programas sociales en desorden; el 45% carecen de un padrón de beneficiarios confiable

Según Coneval, este año el gobierno federal opera 150 programas federales, los cuales tienen un presupuesto de 831 mil 822 mdp

El gobierno de Andrés Manuel López Obrador encontrará desorden en programas sociales federales, ya que 45% de estos carecen de un padrón de beneficiarios confiable, situación que termina con malos manejos en sus recursos, tales como el desconocimiento de cuántas personas reciben apoyo y por cuál cantidad.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), este año el gobierno federal opera 150 programas (hay más, pero esos dependen de los gobiernos estatales y municipales), los cuales cuentan con un presupuesto de 831 mil 822 millones de pesos.

Parte del desorden de los programas sociales es por la carencia información de cuántas personas son beneficiarias, es decir del padrón. De acuerdo con la Presentación y Análisis del Inventario Federal de

Programas y Acciones de Desarrollo Social 2016-2017 del Coneval (el más reciente), del 45% de éstos carecen de la lista de personas que reciben los apoyos.

“Un elemento importante que contribuye, entre otras cosas, a la articulación de la oferta gubernamental y a la transparencia y rendición de cuentas, es contar con un padrón de beneficiarios.

En 2016, 55% de los programas y acciones federales de desarrollo social reportaron contar con un padrón de beneficiarios.

De estos, 53.6% actualiza dicho padrón de manera anual, mientras que 31% lo hace trimestralmente”, dice el documento.

Para Rodolfo de la Torre, director del Programa de Desarrollo Social del Centro de Estudios Espinosa Yglesias, esta cifra es una muestra de la existencia de falta de organización en la política social que impera hasta el momento, ya que al desconocer quiénes son los beneficiarios no se pueden tener claros los objetivos y se cae en la duplicidad.

Una de las soluciones que se ha contemplado es la creación de un padrón único de beneficiarios, pero hasta el momento, sigue sin concretarse, y tampoco hay certeza de que el equipo de López Obrador la lleve a cabo.

“Lo que el siguiente gobierno debería hacer es ordenar los programas a nivel nacional mediante un sistema de administración de programas sociales, equivalente al SAT, pero en lugar de estar enfocado en los impuestos debe enfocarse en los gastos y población que debe de recibir los apoyos”, dijo.

Además, hay que sumarle lo encontrado por la Auditoría Superior de la Federación en la aplicación de los recursos a los programas federales. Por ejemplo, en el Informe de Resultados de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2016, se encontró irregularidades respecto a los beneficiarios de programas sociales.

Por ejemplo, en el Programas de Pensión para Adultos Mayores, Empleo Temporal y Empleo Temporal Inmediato tienen beneficiarios sin edad o cuentan con edad menor a la estipulada en las Reglas de Operación; personas sin dato en el campo sexo, entre otras cosas. Esto derivó en un daño al erario público de al menos 3.1 millones de pesos.

Otro ejemplo es el Programa Prospera en su componente de Inclusión Social. Ahí, la ASF detectó inconsistencias en los padrones, tales como fechas de nacimiento registradas en un rango de años de 1643 a 2050; así como dos mil 014 localidades atendidas duplicadas.

Esos son tan sólo dos ejemplos de cómo la falta de padrones de beneficiarios impacta en la implementación de programas sociales con resultados negativos.



El gobierno de Andrés Manuel López Obrador encontrará desorden en programas sociales federales, ya que 45% de estos carecen de un padrón de beneficiarios confiable, situación que termina con malos manejos en sus recursos, tales como el desconocimiento de cuántas personas reciben apoyo y por cuál cantidad.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), este año el gobierno federal opera 150 programas (hay más, pero esos dependen de los gobiernos estatales y municipales), los cuales cuentan con un presupuesto de 831 mil 822 millones de pesos.

Parte del desorden de los programas sociales es por la carencia información de cuántas personas son beneficiarias, es decir del padrón. De acuerdo con la Presentación y Análisis del Inventario Federal de

Programas y Acciones de Desarrollo Social 2016-2017 del Coneval (el más reciente), del 45% de éstos carecen de la lista de personas que reciben los apoyos.

“Un elemento importante que contribuye, entre otras cosas, a la articulación de la oferta gubernamental y a la transparencia y rendición de cuentas, es contar con un padrón de beneficiarios.

En 2016, 55% de los programas y acciones federales de desarrollo social reportaron contar con un padrón de beneficiarios.

De estos, 53.6% actualiza dicho padrón de manera anual, mientras que 31% lo hace trimestralmente”, dice el documento.

Para Rodolfo de la Torre, director del Programa de Desarrollo Social del Centro de Estudios Espinosa Yglesias, esta cifra es una muestra de la existencia de falta de organización en la política social que impera hasta el momento, ya que al desconocer quiénes son los beneficiarios no se pueden tener claros los objetivos y se cae en la duplicidad.

Una de las soluciones que se ha contemplado es la creación de un padrón único de beneficiarios, pero hasta el momento, sigue sin concretarse, y tampoco hay certeza de que el equipo de López Obrador la lleve a cabo.

“Lo que el siguiente gobierno debería hacer es ordenar los programas a nivel nacional mediante un sistema de administración de programas sociales, equivalente al SAT, pero en lugar de estar enfocado en los impuestos debe enfocarse en los gastos y población que debe de recibir los apoyos”, dijo.

Además, hay que sumarle lo encontrado por la Auditoría Superior de la Federación en la aplicación de los recursos a los programas federales. Por ejemplo, en el Informe de Resultados de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2016, se encontró irregularidades respecto a los beneficiarios de programas sociales.

Por ejemplo, en el Programas de Pensión para Adultos Mayores, Empleo Temporal y Empleo Temporal Inmediato tienen beneficiarios sin edad o cuentan con edad menor a la estipulada en las Reglas de Operación; personas sin dato en el campo sexo, entre otras cosas. Esto derivó en un daño al erario público de al menos 3.1 millones de pesos.

Otro ejemplo es el Programa Prospera en su componente de Inclusión Social. Ahí, la ASF detectó inconsistencias en los padrones, tales como fechas de nacimiento registradas en un rango de años de 1643 a 2050; así como dos mil 014 localidades atendidas duplicadas.

Esos son tan sólo dos ejemplos de cómo la falta de padrones de beneficiarios impacta en la implementación de programas sociales con resultados negativos.



Local

Baja la venta de carnes rojas, por Covid-19 y Semana Santa

Enrique Alvarado Félix, presidente de la Coalición de Tablajeros, declaró que las ventas durante la Cuaresma bajan en un 50 por ciento, aunado a las afectaciones por la contingencia sanitaria del Covid-19

Local

No hay registros de muertes por "neumonía atípica”: Jiménez Ramírez

El titular del Registro Civil en Córdoba declaró que las principales causas de muerte en la ciudad son; Diabetes e hipertensión, así como insuficiencia cardíaca

Local

SSA reporta 49 casos positivos de Coronavirus en la entidad

A nivel nacional, se confirmaron 3 mil 181 casos a Covid-19 y 9 mil 188 sospechosos, Córdoba aumentó de 20 a 21 casos sospechosos

Policiaca

Recupera SSP vehículos robados y detiene a presunto roba-carros

La SSP dio a conocer el aseguramiento y recuperación de varios vehículos robados, así como la detención un presunto robacarros

Sociedad

OIM lanza campaña contra discriminación por Covid-19 en México

La iniciativa lleva por título "El Covid-19 no discrimina ¿por qué tú sí?"

Mundo

Arrestan en EU a hombre tras golpear a su madre por esconder papel higiénico

La madre dijo a los oficiales que había escondido el papel higiénico de su hijo porque estaba usando demasiado

Finanzas

Cemex pide a empleados y ejecutivos parte de sus sueldos por coronavirus

La medida estará vigente durante 90 días a partir del 1 mayo

Local

Solo el 40% de taxis están circulando en la ciudad

Jesús Rivera, presidente de la Coalición de taxis de Córdoba, invitó a la población a realizar pedidos con servicio a domicilio para apoyar al sector

Celebridades

Bocelli pedirá "por el don de la fe y la esperanza" de la humanidad"

El tenor italiano dará un concierto desde la Catedral de Milán